…Ando como hormiguita por tu espalda,
ando por la quebrada dulce de la seda.
Vengo de las alturas de tus nalgas
hacia el oro que se derrama y se me entrega…

Silvio Rodriguez

 

Anteayer me olvidé un beso entre tus muslos.
¿Te importaría que pasara esta noche a buscarlo?
No me es imprescindible, pero le tengo cariño
y, si fuera posible, me gustaría recuperarlo.
Si no tienes inconveniente, esta noche me paso.

Lo escribió Gabi y lo guardó en Noticias Breves